• Vie. Oct 7th, 2022
Etiquetas principales

Ayuso quita hierro al reproche de Aznar a Casado pero lo ensalza como activo político del PP


«Si alguien quiere un discurso de palabras vacías que no le llamen, porque es un hombre reflexivo, que siempre sienta cátedra y que nos pone a pensar. Si ese mitin lo hubiera organizado yo, también hubiera invitado a la reflexión y al debate político preguntando… ‘¿Seguir en la Comunidad de Madrid para qué?; ¿pero qué pretendemos’?». Isabel Díaz Ayuso ha intentado de quitarse de en medio en la polémica abierta este fin de semana en el seno del PP tras la intervención de José María Aznar en un acto de campaña en Castilla y León en el que reprochó indirectamente a Pablo Casado la estrategia adoptada desde Génova de adelantar el ciclo político previsto para 2023.

Ha sido durante una entrevista concedida a ‘Espejo público’ en donde la presidenta de la Comunidad de Madrid ha quitado hierro a las palabras vertidas por el expresidente del Gobierno vallisoletano aunque no ha dudado ensalzarlo como un gran activo político: «El presidente Aznar no es un florero, ha sido el presidente de España que ha unido al centro derecha en las mayores mayorías absolutas que ha tenido nunca, por lo que es un referente político para el Partido Popular», ha señalado en el citado programa de Antena 3.

«No creo que sea por una cuestión de recaditos. Si el presidente Aznar quiere decir algo a las claras, lo hace», ha sentenciado Ayuso en un intento de aparcar el debate.


Lee también

Asier Martiarena

ZAMORA, 29/01/2022.- El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, asiste al acto de campaña en Zamora en apoyo al candidato a la presidencia de Castilla y León, Luis Tudanca con motivo de las elecciones del próximo 13F. EFE/Mariam A. Montesinos

La polémica en torno a la hoja de ruta nacional fijada por Génova tras propiciar el adelanto electoral en Castilla y León se originó el sábado por la tarde durante la participación de Aznar en la clausura de un acto de campaña del candidato popular al 13-F, Alfonso Fernández Mañueco.

El expresidente del Gobierno ya había advertido nada más subirse al atril de que iba a hablar sin rodeos porque “en tiempos de ruido y fragmentación lo que hay que hacer es ser muy claros”. Y vaya si lo hizo. “El tema no es quién va a Moncloa, sino para hacer qué”, le amonestó ante un auditorio entregado al artífice del histórico ciclo de más de tres décadas ininterrumpidas de gobiernos populares en Castilla y León.

Sin nombrar en ningún momento a Casado, Aznar explicó su propia receta en contraposición a la estrategia emprendida por los actuales inquilinos de Génova y desgranó que “se gana para construir. Y construir”, prosiguió “es integrar, no fraccionar; es sumar, no restar; es unir fuerzas, no dividir; es diseñar objetivos comunes, propósitos compartidos y no sembrar la división ni mucho menos la discordia”.

Aznar aún tuvo tiempo de dejar un último recado ante el previsible crecimiento de Vox atrayendo votos por el flanco derecho: “Hay muchas personas que se agarran a supuestas soluciones baratas, mágicas, a populismos mentirosos o falsos, porque no tienen un referente fuerte en el cual confiar”, señaló en contraposición al dique de contención que Ayuso ha significado para los ultranacionalistas en Madrid logrando gobernar la Comunidad en solitario.


Lee también

REDACCIÓN

Horizontal

24 horas después, el presidente del PP, Pablo Casado, intervino en un acto de campaña defendiendo su proyecto para el partido y para España, en una réplica velada al expresidente del Gobierno José María Aznar, y recordando que éste quedó fijado en la Convención del PP celebrada en Valencia y que representa su “discurso de investidura”. “¿Cuál es el proyecto del PP? –se preguntó, para responderse a sí mismo–: Nuestro proyecto es que los españoles puedan hacer realidad su proyecto”.

En un mitin que compartió en Ávila con el candidato del PP a la presidencia de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, Casado defendió su “reformismo”: “Yo soy un reformista, lo soy hasta en mi casa, porque hay que reformar todo el tiempo; el reformismo es el sistema operativo de la democracia liberal”.





Source link