• Sáb. Oct 1st, 2022
Etiquetas principales

“Hay que gustar a Google”

Ene 1, 1970 , ,


Google es el nuevo oráculo de Delfos, ese ente al que se le pregunta todo aquello que se quiere conocer. Tener presencia digital asegura poder aparecer en sus predicciones, pero ese paso es el final de un proceso de digitalización que empieza mejorando la conectividad, garantizando la ciberseguridad y aprovechando las ventajas de trabajar en la nube (Cloud). Con la posibilidad de llevar el puesto de trabajo a cualquier ubicación y contar con un servicio de asistencia permanente por si algo falla o no se entiende bien.

Todas estas etapas se integran en la nueva Fusión Digital Pymes, una solución integral y flexible de Telefónica Empresas para que cualquier negocio pueda digitalizarse.


Lee también

Salomé García

Cropped shot of a handsome young businessman working late in the office

Infografia Telefonica Empresas

Hoja de ruta de la digitalización de la pyme

Infografía: Borja Bonaque

Por qué es imprescindible estar en Internet

Imaginemos que queremos comprar un pantalón, una maleta o una manguera para el jardín. Lo más probable es que tecleemos en Google o hagamos la búsqueda por voz a través del móvil. Entre los resultados, echaremos un vistazo a ver qué ofrece cada comercio, qué precios tienen y, muy probablemente, dónde están ubicados y qué horario tienen para acabar comprando a tiro hecho en la propia tienda a pie de calle.

El 95% de las decisiones de compra comienzan así, con una búsqueda en Google. “Hoy en día ningún negocio físico puede permitirse el lujo de quedarse fuera de Internet y más después de lo hemos vivido en estos últimos dos años, que ha acelerado la digitalización de golpe. Es vital para cualquier negocio desarrollar una presencia en internet efectiva que haga de ‘efecto llamada’ y amplíe su espectro comercial”, declara María Ángeles Fernández Benito, responsable de Oferta de Presencia en Internet para pymes en Telefónica España.


Lee también

Salomé García

Chica sonriendo mientras teletrabaja en casa

El 95% de las decisiones de compra comienzan con una búsqueda en Google

Tener presencia en Internet no significa necesariamente tener que vender por Internet. El 80% de los consumidores aún prefiere que los comercios tengan una sede física para finalizar la compra. O para tocar con sus manos el objeto. Pero localizar un negocio en Internet genera confianza frente a aquellos que no están, permite husmear en su catálogo, chequear la dirección, ver cómo se aparca o si tiene buena comunicación por transporte público y comprobar si abren los fines de semana. Detalles que parecen insignificantes, pero que en 2021 suponen captar más clientes y acabar vendiendo más.

Seducir a Google

No es lo mismo abrir una tienda en una calle concurrida y con un escaparate con gancho que en un callejón apartado y con un escaparate mustio. En el primero se pararán muchos posibles compradores; la segunda tienda puede acabar fracasando. Con la presencia en Internet sucede algo similar: no basta con crear una web preciosa y sentarse a esperar millones de visitas. “Hay que gustar a Google”, explica Fernández Benito.

Si a los viandantes se les seduce cuidando el escaparate o cambiando con regularidad los productos que se muestran al otro lado del cristal, con la web hay que trabajar el posicionamiento, el contenido y la actualización constante de la página web. Cuanto mejor valore Google una página web, mejor la posicionará y aumentarán las posibilidades de atraer posibles clientes.

Redes sociales, por supuesto

La presencia en Internet ofrece múltiples posibilidades para salir al encuentro de los posibles compradores. Cuantas más se toquen, más posibilidades de captar clientes. “No podemos dejar de utilizar herramientas como Google My Business, que informa acerca del horario, datos de contacto y dirección postal, un aspecto clave que nos permitirá aparecer en los mapas digitales”, explica Fernández Benito. Esta función es especialmente clave para captar nuevos clientes, ya que permite publicar fotos relacionadas con la actividad. También brinda la posibilidad de conocer su feedback a través de sus reseñas y contestarlos. A su vez, las reseñas generan confianza y atraen a más compradores.

Las redes sociales son otro pilar básico para generar confianza y fidelizar. Según el perfil de los clientes, conviene centrarse más en una u otra red social. LinkedIn es perfecta para profesionales, Instagram o Twitch, en cambio, conectan muy bien con los más jóvenes. “Hay que tener un buen contenido, pero no solo publicitario, ya que genera rechazo. Funcionan las respuestas, la ayuda, el diálogo y todo lo que dé muestras de quién eres y qué puedes aportar para ganar confianza, cercanía y credibilidad. En especial funciona el formato vídeo. Las entrevistas, tutoriales, casos de uso, intervenciones en eventos, noticias y novedades… son excelentes maneras de atraer clientes”, destaca Fernández Benito.


Lee también

Carmen García

Pyme digitalizacion

Coexistencia entre lo físico y lo virtual

La presencia en Internet debe ir más allá de ser un mero catálogo de productos a la espera de que el cliente abra la puerta del comercio físico y termine su compra. Puede que tenga dudas, que podemos resolver con un ‘centro de atención’ multicanal que incluya teléfono, correo electrónico, WhatsApp y hasta un chat. También puede suceder que a este potencial comprador le guste nuestro concepto, pero no pueda ir a la tienda en este momento o no termine de encajarle nada de lo que ahora tenemos en stock. Es el instante de permitirle reservar con un clic desde su móvil o de sugerirle que deje su email para enviarle notificaciones con las novedades.

Pero hay mucho más. Las interacciones de los clientes con una web generan una información valiosísima si se analiza correctamente. Permite, por ejemplo, saber qué productos suscitan más interés o dónde se encuentran esos potenciales clientes. Esto permite mejorar el servicio, afinar en el catálogo, ofrecer una presencia más personalizada y hasta acertar en las posibles ubicaciones para abrir nuevos establecimientos. Fernández Benito habla de lo ‘phygital’, que el mundo online y físico se unan y sean una única cosa.

Y todo esto, ¿cómo se hace?

Si para muchas pymes dar el salto a la digitalización ya supone un importante cambio de mentalidad, acertar con las claves de este nuevo entorno puede parecer un reto inasumible para una pyme ajena al Marketing Digital. Por eso dentro de Fusión Digital Pymes de Telefónica Empresas se ofrece un amplio paquete de servicios de Presencia en Internet y e-commerce totalmente escalable y modulable. 

La opción más simple es proporcionar unas herramientas sencillas para que cada pyme confeccione el diseño de su propia web o e-commerce y se encargue de actualizarlo cuando sea preciso. Aún siendo una solución sencilla incluye todo lo necesario: diferentes medios de pago y la integración con los servicios de algunos proveedores logísticos, además de con Amazon o eBay. También pueden encomendar ese diseño y actualización a Telefónica.

Branded content Telefonica Empresas

Según el perfil de los clientes, conviene centrarse más en una u otra red social

Getty Images

Si ya tienen Web, pero desean mejorar su posicionamiento, podemos ayudarles mejorando el SEO, dando de alta y actualizando sus páginas web en los principales directorios y redes sociales, gestionando todo lo que tiene que ver con su reputación online e incluso poniendo en marcha campañas en redes sociales y en Google con nuestros agentes especialistas para conseguir más tráfico, leads o ventas”, declara Fernández Benito. 

Más de 10.000 empresas tienen ya contratados servicios con Telefónica Empresas

Una vez hecha la venta, interesa fidelizar. La digitalización permite hacerlo con herramientas diversas, personalizables y omnicanal, como el email marketing, el envío de sms, reservas y citas online, formularios… “Siempre de forma modulable y con unos precios asequibles para cualquier empresa”, concluye Fernández Benito. Más de 10.000 empresas tienen ya contratados algunos o todos estos servicios con Telefónica Empresas. 

Entienden que digitalizar su negocio es una necesidad urgente y prefieren dejarlo en manos expertas, con personal altamente cualificado, la última tecnología en sus centros de datos y las más altas medidas de seguridad. Así, la pyme puede seguir dedicándose a lo suyo y crecer sin que la presencia digital se convierta en un quebradero de cabeza.





Source link