• Sáb. Oct 1st, 2022
Etiquetas principales

Hijos, perros o gatos, por Clara Sanchis Mira

Ene 1, 1970 , , , , , ,



El martes publicó este periódico un titular que nos puso la cabeza a mil: “Ya hay el doble de perros y gatos que de niños menores de 15 años”. Hablo en plural porque reparé en que la cosa provocó 134 comentarios de lectoras y lectores. Una cifra elevada, si consideramos que la noticia de que “Un cohete va camino de estrellarse con la Luna” no pasó de 11 comentarios. Igual es que nos dejó sin habla. La Luna merece un respeto.

Volviendo a lo que importa, este tema de la abundancia de mascotas, unido a la escasez de hijos, suscitó, en sus 134 comentarios, discusiones y apreciaciones de todo tipo, con especial protagonismo de las cacas callejeras (un asunto de perros, en esto los gatos caseros no tienen nada que ver). Se habló también de la bondad animal y el egoísmo humano, la soledad, las pensiones ( a ver si crees que tu gato te cotizará en el futuro como un hijo), el precio de la luz y la vivienda, el abandono de perros y hasta el racismo. El titular dio de sí, gracias al arte de la comparativa planteada. ¿Por qué relacionar crías humanas con mascotas?, cabe preguntarse. Ahí está, si se me permite una opinión, la madre del cordero.

¿Imaginamos la escena de una pareja que duda entre hijo y mascota, y encima elige gato?

El ancho mundo de la relación entre factores, comparativas escogidas como si nada, mueve hilos subterráneos de la percepción. ¿Qué cosas elegimos com­parar entre sí, y por qué? Tenemos unos 6,6 millones de niños, 8,2 millones de perros y 6,4 millones de gatos. Efectivamente, más del doble de mascotas que de crianza propia. Unas cifras que, introducidas juntas en el caldo craneal, hierven. ¿Sugiere esta comparación que los niños y las mascotas son excluyentes entre sí? ¿Imaginamos la escena de una pareja que duda entre hijo y mascota, y encima elige gato? ¿No se contempla tener hijo y gato a la vez? Las tortugas de agua, ¿no suman? Sugiero que saquemos también a relucir, a ver qué pasa, que contamos con unos 18 millones de lavadoras. Ahí queda el dato. Una cantidad que supera con creces la suma de perros y gatos, pero que es una miseria comparada con los 55 millones de móviles. Por suerte, las gallinas no van a la zaga, a punto de superar los 47 millones, con todos sus huevos. No todo son malas noticias. Aunque, en comparación con los que hubo hace un siglo, son pocos, tenemos unos 7.000 millones de árboles.

El arte de crear comparaciones (incluido con quién se nos pasa por la cabeza compararnos en la soledad de la almohada) determina maneras de vivir. Puede que acorte o eternice el camino hacia la felicidad.





Source link