• Mar. Sep 27th, 2022
Etiquetas principales

Macron viaja a Moscú para lograr la desescalada en Ucrania



Emmanuel Macron viaja este lunes a Moscú para una delicada mediación en el conflicto de Ucrania. El presidente francés se entrevistará con su homólogo ruso, Vladímir Putin, a quien intentará convencer para dar pasos hacia una desescalada en la crisis. Con el mensaje que obtenga del Kremlin,  Macron volará este martes a Kiev para conocer la respuesta del presidente ucraniano, Volodímir Zelenski.

El viaje de Macron viene precedido de múltiples contactos con los aliados para coordinar la posición. El jefe de Estado francés continuó realizando llamadas durante el fin de semana, incluidos los líderes de las repúblicas bálticas, especialmente inquietos por el riesgo de guerra. El domingo por la noche, Macron volvió a hablar, durante unos 40 minutos, con el presidente estadounidense, Joe Biden.

«Nuestro papel es preventivo; no obtendremos gestos unilaterales pero hay que evitar que la situación se degrade», confiesa Macron

El Elíseo ha prevenido sobre unas expectativas exageradas del encuentro en el Kremlin. Como mucho, será el inicio de un proceso para rebajar la tensión, aunque si ello se consigue será ya una gran victoria diplomática para Macron.  Está previsto que la entrevista bilateral se desarrolle a final de la tarde. Puede prolongarse durante horas porque el presidente ruso ya indicó que se tomaría todo el tiempo que hiciera falta para «ir al fondo de las cosas».

El presidente francés confirmó en una entrevista publicada el domingo por ‘Le Journal du Dimanche’ que su primer objetivo es rebajar el nivel de las actuales tensiones y evitar lo que algunos, incluida la Administración de Estados Unidos, han venido anunciando como inminente, es decir, una invasión de Ucrania por las tropas rusas apostadas en sus fronteras.

«Discutiremos los términos de la desescalada», confesó Macron al periódico dominical. «Debemos ser muy realistas -agregó-. No obtendremos gestos unilaterales, pero es indispensable evitar una degradación de la situación».

Según el presidente francés, la suerte es que las hostilidades abiertas no han estallado y, por tanto, no hay que negociar ni condiciones de alto el fuego ni de repliegue, algo mucho más complicado. «Nuestro papel es preventivo», insistó Macron. «Hay que hacer bajar la tensión por el diálogo y evitar un conflicto armado», agregó.

Según el presidente francés, más allá de la crisis de Ucrania, Rusia quiere clarificar su relación con la OTAN y la UE»

Más allá de desactivar la crisis ucraniana actual, Macron lleva a Moscú un análisis amplio con el que tratará de mostrar empatía hacia Putin. El titular del Elíseo cree que «el objetivo geopolítico de Rusia, hoy, no es claramente Ucrania, sino la clarificación de las reglas de cohabitación con la OTAN y la UE».

El líder francés dejará claro en el Kremlin que la soberanía de los estados es intocable, por lo que no se puede someter a Ucrania a un chantaje. Según Macron, los países del este de Europa tuvieron «una relación traumática» con Rusia, y de ahí su acercamiento a Occidente durante los últimos treinta años, desde la caída del muro de Berlín. Al mismo tiempo, París cree que hay que mostrar «respeto» por Rusia y comprensión «por sus propios traumatismos contemporáneos de este gran pueblo y de esta gran nación». Son estas palabras de buena voluntad hacia Putin, con intención de ablandarlo. Macron está dispuesto a aceptar el deseo del Kremlin de que la crisis sirva para «avanzar hacia un nuevo orden (de seguridad) del que nuestra Europa tiene una profunda necesidad y que reposa sobre el principio cardinal de igualdad soberana de los estados».





Source link